Natalia de Molina, Premio Luz del Festival de Huelva

29 septiembre, 2023

El Festival de Huelva de Cine Iberoamericano, que celebrará su 49 edición entre los días 10 y 18 de noviembre, entregará su Premio Luz a la actriz Natalia de Molina, la intérprete más joven en conseguir dos Premios Goya y con una trayectoria de más de 10 años demostrando su valor a través del cine y la televisión.

Natalia de Molina (Foto: Sergio Lardiez)

Con este galardón, que cuenta con el apoyo del Colaborador Oficial del certamen, la Fundación Atlantic Copper, el Festival de Huelva reconoce a una actriz “de trayectoria versátil, arriesgada y prometedora”.

Natalia de Molina (Linares, Jaén, 1990) estudió interpretación musical en la Escuela Superior de Arte Dramático de Málaga y continuó su formación en el Estudio Corazza de Madrid. Su carrera se inició en el 2014 con la película Vivir es fácil con los ojos cerrados (2013), dirigida por David Trueba, por la que obtuvo el Premio Goya como Actriz Revelación.

Su segundo Premio Goya, esta vez como Mejor Actriz Protagonista, lo obtuvo por Techo y comida (2015) de Juan Miguel del Castillo.

Otros de sus trabajos más reputados han sido Quién te cantará de Carlos Vermut, Asedio de Miguel Ángel Vivas, Elisa y Marcela de Isabel Coixet o Las niñas de Pilar Palomero. En su filmografía también encontramos cintas como Kiki, el amor se hace, Operación Camarón, La maniobra de la tortuga, Pozoamargo, Animales sin collar o Adiós, entre otras.

En el ámbito de la ficción seriada, tuvo un papel protagonista en una serie para Movistar+, Fácil de Anna R. Costa.

En 2015 fue amadrinada por la actriz Natalie Portman en el Festival Internacional de Cine de Berlín, que la premió con el prestigioso European Shooting Star. Desde 2018 es miembro de la Academia de las Artes y Ciencias Cinematográficas de Hollywood.

Quizás también te interesen:

GoyaConlaNdeNetflix

Netflix, el patrimonio cultural y un político parlanchín, protagonistas de los Goya 2024

Ni el propio Almodóvar pudo evitar responder a unas palabras desafortunadas de un político parlanchín con ánimo de protagonismo. «Los señoritos son los que quieren vivir de producir obras cinematográficas que luego no ve nadie a costa de millones y millones de euros que pagan con mucho esfuerzo los contribuyentes españoles», decía García-Gallardo, recordemos vicepresidente de la Junta de Castilla y León. Pero, ¿qué hay de verdad en ello?. Por Juan García

Leer más...