Bambú Producciones, Warner Bros. y Atresmedia Cine son los principales impulsores de esta nueva propuesta de miedo que se está grabando ya en Madrid. Una película ambientada en la época de la Transición y con el codirector de Matar a Dios como máximo responsable.

El guion está escrito por Ramón Campos, Gema R. Neira, Salvador S. Molina, y David Orea.  Situado en el madrileño barrio de Malasaña durante los años 70, narra cómo una familia que se instala allí vive la peor de sus pesadillas.

A priori, la propuesta recuerda a Verónica de Paco Plaza, también una película de terror ambientada en Madrid y basada en un caso real de décadas atrás.

“Estamos seguros de que a todos los fans del género les entusiasmará esta historia dirigida por Albert Pintó, uno de los jóvenes directores con más talento de nuestro país, y en la que entre muchos otros participan David Martí y Montse Ribé, artífices de los efectos especiales de películas como El orfanato o Mamá“, indica Ramón Campos, guionista y productor.

Albert Pintó es el director del proyecto. Es el segundo largometraje del realizador tras Matar a Dios, si bien este film estuvo codirigido por Caye Casas.

Es una producción de Mr. Fields and Friends, Atresmedia Cine, Warner Bros. Entertainment España, Bambú Producciones, Malasaña Movie AIE y 4cats. La propia Warner será la distribuidora para España.



El reparto está integrado por Begoña Vargas, Iván Marcos, Beatriz Segura, Sergio Castellanos, José Luís de Madariaga, Iván Renedo, Javier Botet, María Ballesteros y Rosa Álvarez, entre otros.

El argumento de Malasaña 32 gira en torno a Manolo y Candela, que se instalan en el madrileño barrio de Malasaña, junto a sus tres hijos y el abuelo Fermín. Atrás dejan el pueblo en busca de la prosperidad que parece ofrecerles la capital de un país que se encuentra en plena transición. Pero hay algo que la familia Olmedo no sabe: en la casa que han comprado, no están solos.