medidas específicas para el sector cultural