Tras su paso por  el Congreso, ayer 22 de junio el Senado aprobó la Ley General de Comunicación Audiovisual,  desoyendo los productores independientes, y a la mayor parte de la industria audiovisual, sobre la  definición de productor independiente, que permite a los grandes grupos, ya sea el duopolio televisivo privado  o las plataformas, ser considerados independientes.

PATE lamenta la aprobación de la Ley General de Comunicación Audiovisual

José Nevado, director general de PATE Productores Audiovisuales,  firma el comunicado que reproducimos a continuación:

Hoy ha finalizado el trámite de aprobación de la Ley General de Comunicación Audiovisual con su aprobación en el Senado. Esta aprobación marca un cambio en el modelo audiovisual que colisiona de manera clara con el espíritu de la directiva europea de garantizar la diversidad cultural a través de la figura del productor independiente.

En esta coyuntura, desde PATE, queremos mostrar nuestro disgusto y preocupación por la situación de terrible desequilibro y vulnerabilidad en la que deja al sector y a nuestro país. Además, solicitamos de manera urgente un diálogo con el Gobierno que nos permita equilibrar el sector y evitar los peligros de la concentración a los que nos vemos abocados.

Es necesario que para poder cumplir con los objetivos de crecimiento de la industria nacional y europea, el Gobierno arbitre, que nos garantice que no se nos puede quitar nuestra condición de productores. Esto sólo se puede lograr garantizando que parte de la propiedad intelectual queda en manos de los productores independientemente de la forma de comercialización de nuestras obras.

No debemos de dejar de mejorar las herramientas de financiación y ayuda para que nuestros productos compitan a nivel nacional e internacional. Sólo a través de los productores independientes se puede lograr que nuestro talento logre que sus obras se vean en todo el mundo, con seguridad jurídica y laboral para ellos.

Nuestras historias, nuestra forma de entender la vida hacen de España y de Europa lo que son. Que podamos seguir haciéndolas es responsabilidad de nuestro Gobierno. Somos industria cultural, es decir, empresas que quieren crecer aquí con una de nuestras mayores riquezas, nuestra cultura.”