Chinese (Simplified)EnglishFrenchGermanItalianPortugueseRussianSpanish

Antaviana, de la preproducción a la distribución

31 agosto, 2022

La compañía de postproducción Antaviana VFX & Postproduction está reforzando sus servicios de distribución digital. Hemos entrevistado a su gerente, Mireia Aragonès, para conocer detalles sobre ello y sobre la filosofía del estudio, caracterizado por su innovación y por su oferta integral. “Está en nuestro ADN implicarnos en los proyectos desde el inicio”, indica.

Antaviana VFX & Postproduction es una empresa de postproducción clave en España. Aunque se creó en 2015, está fundamentada en la trayectoria audiovisual y empresarial del cofundador Josep Maria Aragonès, cuya carrera se remonta a los años 80.

Cautivado por el cine y la fotografía desde muy pequeño, la mezcla de creatividad y tecnología ha catalizado toda la actividad profesional de Aragonès. A finales de los 60 entró a trabajar TVE, en la antigua Miramar, donde acabó siendo Jefe del Departamento de Montaje. Inquieto e inconformista, a principios de los años 80 parecía que no había rincón o conflicto (Ruanda, Congo, Etiopia, India) donde no pudiera llevar su cámara U-matic (primero) o Betacam (más tarde).

Ha trabajado con Jordi Feliu, Pedro Amalio López, Gonzalo Herralde, J.L. Borau, Francesc Bellmunt, Brian Yuzna, Jack Sholder, Carlos Saura, Alain Jakubowicz, Stuart Gordon, Paco Plaza, Brad Anderson, Mario Gas o Agustí Villaronga, entre otros.

A mediados de los 80 fundó Filmtel junto con el laboratorio Riera, con la labor pionera de introducir la digitalización en todos los procesos de postproducción, no solamente de vídeo sino también en la cinematográfica: digitalización del negativo, para la realización de efectos, corrección de color, creación del Intermediate digital, para cine y publicidad, convirtiendo esta empresa de postproducción en una de las referentes de nuestro país.

Durante décadas de experiencias tanto en Filmtel como luego con Apuntolapospo, han vivido intensamente todos los cambios tecnológicos y han ejercido como ‘betatesters’ de numerosos proyectos de investigación en transmisión de datos, sistemas de compresión, almacenaje y desarrollo de software, pudiendo aportar tratamientos digitales en procesos, como producciones estereoscópicas a nivel internacional o participando activamente en el desarrollo de las exigencias de calidad del sistema para la distribución y exhibición de Cine Digital.

 

Cine&Tele: ¿Cómo ha ayudado todo el bagaje y experiencia previa de Josep Maria Aragonès a Antaviana y de qué forma crees que se ha volcado ese amplio conocimiento para beneficio de esta etapa?

Mireia Aragonès: Sin duda, su experiencia marca el camino que sigue Antaviana, una senda basada en la profesionalidad y en la confianza. Está en nuestro ADN el implicarnos en los proyectos desde un inicio —desde la preproducción si puede ser—, asumiendo cada proyecto con ganas de hacer una pieza única y de calidad, buscando y proponiendo las mejores opciones artísticas y económicas para el proyecto.

Aunque Antaviana es una empresa joven, el equipo lleva más de 15 años trabajando junto. Acumula mucha experiencia en postproducción y las nuevas incorporaciones aportan nuevas ideas y experiencia internacional.

C&T: Una de las cosas que caracteriza a Antaviana es que ofrecéis postproducciones integrales, lo cual no es demasiado habitual. ¿Cómo enfocáis este planteamiento y cómo lo valoran los clientes?

M.A.: La postproducción integral es esencial porque facilita la toma de decisiones creativas y agiliza los tiempos y los procesos.

Concentrar en un mismo estudio a los artistas que trabajan el color, el sonido, los vfx, el grafismo, la edición… es  muy potente a nivel creativo. Se establece un diálogo muy transversal y enriquecedor, y la comunicación es más fácil y directa.

Los clientes lo valoran de manera excelente ya que les permite optimizar su tiempo y capacidad de focalización en un proyecto.

 

C&T: A nivel de organización, me imagino que esto supone una labor ingente de coordinación. ¿Cómo lo hacéis? ¿Cuántos profesionales tenéis en la empresa y cuántos pueden llegar a trabajar en las producciones?

M.A.: En una postproducción pueden llegar a intervenir una quincena de perfiles diferentes, sin contar la duplicidad de trabajos según plazos de producción. Somos una veintena en personal fijo pero, atendiendo a la coincidencia de proyectos y plazos de entrega, este número puede aumentar fácilmente.

 

C&T: Esa visión de postproducción global también requiere una gran infraestructura, ¿cómo es Antaviana a nivel técnico para afrontar proyectos?

M.A.: La gestión del media es esencial. La flexibilidad, la seguridad y la robustez de la infraestructura tecnológica son fundamentales, así como el desarrollo metodológico y la adecuación de los estándares de la industria. Pero todo esto necesita un equipo humano exigente, coordinado y experimentado.

Es la conjunción entre la vanguardia tecnológica y el equipo humano cohesionado aquello que creo que nos define mejor.

C&T: ¿Estáis trabajando más en cine, en televisión o en publicidad? ¿Cuáles son los proyectos más destacados en los que habéis participado el año pasado y este?

M.A.: Estamos inmersos en postproducciones de largometrajes para cine y de televisión, de directores nacionales e internacionales, y series para plataformas. Los últimos estrenos son Nosotros no nos mataremos con pistolas, película dirigida por María Ripoll y producida por Turanga Films y Un capricho de producciones; Espejo, Espejo, divertida comedia con numerosos efectos especiales debido al encuentro de los personajes principales con sus respectivos reflejos, dirigida por Marc Crehuet y producida por Rodar y Rodar; McCurry: the pursuit of color de Denis Delestrac y producida por Polar Star Films, un documental sobre la vida del fotógrafo Steve McCurry de alta calidad técnica realizado con el tratamiento del color en HDR y sonido Dolby Atmos; la serie Los herederos de la tierra, estrenada en abril en Netflix y de la que nos encargamos de los VFX para trasladar a los espectadores a la Barcelona del siglo XIV.

 

C&T: Estáis reforzando vuestra línea de distribución. ¿En qué consisten los servicios que estáis incorporando?

M.A.: Aparte de nuestra implicación y experiencia desde los inicios de la distribución digital, efectivamente nuestro interés es ofrecer el camino más fácil y rápido en cada proyecto en el que participamos. Antaviana es la responsable del control de las proyecciones de Cine Digital en los principales festivales de cine del Estado y nuestra experiencia nos avala.

Esta experiencia nos asegura economía con la optimización del esfuerzo y rapidez. Junto con Unique y su plataforma de distribución electrónica de contenidos MovieTransit, ofrecemos a las distribuidoras un servicio rápido y seguro para que sus contenidos puedan reproducirse en todos los cines del Estado. Además, como estudio de postproducción, podemos asumir la generación de DCP, encriptados o sin encriptar, 2K o 4K, en 5.1 o Dolby Atmos, preparar repackage de versiones de audio o de subtítulos, e incluso la creación y masterización de tráilers.

El sistema de entrega electrónico acelera y flexibiliza la gestión y fomenta la sostenibilidad ambiental.

 

Quizás también te interesen: