Aunque ya habían surgido rumores en los últimos días acerca de la más que posible cancelación del carácter presencial del European Film Market, ha sido hoy cuando se ha hecho el anuncio oficial. El festival se acorta y será del 10 al 16 de febrero con aforos al 50% (técnicamente terminará el 20 con varios días de reposiciones para público pero los premios se entregarán el 16) pero tanto European Film Market, como el Berlinale Co-Production Market, Berlinale Talents y World Cinema Fund volverán a ser virtuales como el año pasado por culpa de la situación sanitaria. También se ha desvelado que la película de inauguración será Peter von Kant del francés François Ozon.

Imagen cortesía de la Berlinale (Copyright: Daniel Seiffert)

Imagen cortesía de la Berlinale (Copyright: Daniel Seiffert)

En 2021, la Berlinale se vio obligada a realizar las actividades de industria en el plano digital, sin que los profesionales del gremio pudieran reunirse físicamente en el que siempre ha sido el primer gran mercado cinematográfico del año.

La idea para 2022 era que, por fin, se pudiese retomar, como había ocurrido en el verano de 2021 con el Marché du Film de Cannes. Sin embargo, estos deseos no han podido cumplirse. La organización ha estado aguantando semanas sin hacer ningún tipo de comunicado, evaluando el desarrollo de la nueva ola de COVID con la variante Omicron.

Finalmente, con menos de un mes para la inauguración de la 72ª edición, han tomado la decisión de realizar presencialmente únicamente lo referido al festival.

Por tanto, en 2022, el interés principal lo tendrán las proyecciones de cine en las distintas sedes de la Berlinale. El año pasado la organización mantuvo la competición pero sin público. Esta vez sí quieren recuperar a los espectadores, de modo que trabajarán para llevar a cabo unos estrictos protocolos sanitarios para que la salud y la seguridad sean la prioridad.

La organización ha modificado el formato debido a la evolución de la pandemia. La ceremonia de inauguración será el 10 de febrero en el Berlinale Palast. Desde entonces y hasta el 16 de febrero, los equipos artísticos de las películas acudirán personalmente para las presentaciones al público y acreditados.

Ese día tendrá lugar la ceremonia de entrega de premios. Entre el 17 y 20 de febrero el evento permitirá extender las proyecciones de películas para el público en las sedes de la Berlinale al precio estándar de 10 euros.

El Gropius Bau del EFM en la Berlinale 2018 (Foto: Oliver Möst)

Otras variaciones previstas son una reducción del aforo en las salas hasta el 50%. Tampoco será posible realizar fiestas y recepciones, si bien sí que habrá una limitada alfombra roja para los equipos de las películas, a fin de mantener, en la medida de lo posible, la atmósfera tradicional del certamen.

“Somos conscientes de los retos impuestos por el impredecible curso de los acontecimientos de la pandemia. Al mismo tiempo, creemos que la cultura juega un papel tan fundamental en la sociedad, que hemos querido permitir que haya proyecciones incluso en estos tiempos. Con este nuevo concepto, nos centramos en la experiencia cinematográfica y reducimos los encuentros cara a cara para cumplir con las regulaciones relacionadas con el coronavirus”, señalan los directores de la Berlinale, Mariette Rissenbeek y Carlo Chatrian.

El calendario hasta el día 16 de febrero incluirá también ruedas de prensa y photocalls para las películas. El día 15 se dará entrega del Oso de Oro Honorífico a Isabelle Huppert y el día 14 se hará la presentación de los European Shooting Stars.

 

El mercado vuelve a ser online

La naturaleza de un mercado hace más complicada su celebración manteniendo la seguridad absoluta de los visitantes, de modo que la organización ha decidido que el Gropius Bau no acoja el EFM como acostumbra y que el mercado se realice online como en 2021.

El European Film Market (10-17 febrero), el Berlinale Co-Production Market (12-16 febrero), Berlinale Talents (12-17 de febrero) y el World Cinema Fund-Day serán virtuales.

La decisión de realizar el EFM 2022 como un evento puramente digital ha sido extremadamente difícil de tomar. La gran necesidad de la industria de reunirse físicamente se había reflejado en la considerable cantidad de reservas de espacios, acreditaciones y market screenings. Sin embargo, la gran frecuencia de los encuentros físicos en un mercado hace que no sea posible, de modo que confiamos en nuestra oferta digital, que ya mostró su valor el año pasado”, declara Dennis Ruh, director del EFM.

La oferta digital del EFM incluyen presentaciones de los expositores en sus stands virtuales, market screenings digitales, el Berlinale Series Market, formatos de networking  y el programa de conferencias EFM Industry Sessions, cuyo eje temático para este año es ‘Shaping Change’.

 

Lo nuevo de François Ozon, Peter von Kant, film inaugural

La organización de la Berlinale ha desvelado también hoy que la película de inauguración será Peter von Kant, el nuevo largometraje del prestigioso director francés François Ozon. La película, que forma parte de la competición, está protagonizada por Denis Menochet, Isabelle Adjani y Hanna Schygulla. Está producida por FOZ y tiene a Playtime como agencia de ventas.

'Peter von Kant' (Copyright: Carole Bethuel / FOZ)

‘Peter von Kant’ (Copyright: Carole Bethuel / FOZ)

“Estás más que emocionados de tener de vuelta en el festival a François Ozon y estamos felices de abrir nuestra próxima edición con su nuevo film. Estábamos buscando una película que pudiera traer luminosidad y energía en estos tiempos sombríos. Es un tour de force teatral sobre el concepto del confinamiento. En manos de Ozon, el género kammerspiel se convierte en el perfecto contenedor para el amor, los celos, la seducción y el humor, todo lo que hace a la vida y el arte tan entremezclados”, comenta el director artístico, Carlo Chatrian.

Peter von Kant es una interpretación libre de una de las obras maestras de Rainer Werner Fassbinder, Las amargas lágrimas de Petra von Kant, estrenada en 1972.  Aquí el cineasta convierte el personaje principal en nombre y rinde tributo no solamente al film original sino al propio Fassbinder.

Es la sexta ocasión que una cinta de Ozon está en la competición de Berlín. Este año se cumplen 20 años desde que obtuviera el Oso de Oro a la Extraordinaria Contribución Artística para el reparto de 8 mujeres, película que de hecho se va a proyectar este año como homenaje a Isabelle Huppert. En 2019 el francés también consiguió un reconocimiento con el Gran Premio del Jurado para Gracias a Dios.

“Es un gran placer y honor volver a Berlín, de donde solamente guardo gratos recuerdos, 22 años después de la première de Gotas de agua sobre piedras calientes, en la que adaptaba a Fassbinder. El Festival de Berlín es el lugar ideal para mostrar Peter von Kant, pues celebra mi vinculación como director francés con la cultura alemana“, indica Ozon.