Ha llegado el verano, una época siempre especial por la celebración de eventos de cine al aire libre. Pero este año no es como los demás por la situación derivada de la crisis sanitaria de la COVID-19. No obstante, es importante que la llama se mantenga y que las autoridades públicas pongan su granito de arena. En este sentido, la Diputación de Castellón ha comunicado que dinamizará las noches estivales con sesiones de cine en localidades con una población inferior de 400 habitantes a través de una línea de ayudas.

Cine de verano en Alcobendas

El equipo de gobierno de José Martí ha aprobado recientemente esta línea de ayudas, que tiene por objetivo “hacer especial el verano de muchas personas a través de la promoción del ocio y la cultura en familia”.

Los ayuntamientos interesados pueden solicitar el servicio a través de la sede electrónica de la institución. Los municipios adjudicatarios no percibirán ninguna cantidad económica, sino que se los asignará con carácter gratuito el servicio de cine de verano.

La diputada Ruth Sanz del área de Cultura, impulsora de la iniciativa, anima a los ayuntamientos a solicitar la subvención. Hay un tiempo limitado y corto para poder hacerlo.

El contrato implica que se harán 47 sesiones durante los meses de julio, agosto y septiembre, con un máximo de tres proyecciones por localidad. El catálogo incluirá cinco filmes para todas las edades.