Los efectos económicos que está teniendo la pandemia del COVID-19 están haciendo tambalear al sector. Spain Film Commission ha elaborado un documento de medidas urgentes que propondrá al Gobierno. La asociación PROFILM declara, además, que España ha perdido 83 millones de euros por la paralización de los rodajes extranjeros en nuestro país. En Andalucía su Film Commission y diversas asociaciones han preparado un exhaustivo informe de la situación de paralización.

Rodaje de ‘Voces’

No hay tiempo que perder. Mientras cada día sin actividad económica supone un coste enorme para el sector audiovisual, algunas entidades se están esforzando por plantear medidas a las instituciones con las que combatir esta crisis.

Destaca especialmente que Spain Film Commission, de la que publicábamos hace unos días que había recopilado información sobre los más de 300 rodajes paralizados, ha elaborado un documento de medidas urgentes que propondrá al Gobierno.

Spain Film Commission, que agrupa a la red pública de Film Commissions y Film Offices que operan en España con más de 30 miembros, considera “imprescindible” que se aborde un amplio plan de medidas para paliar los “grandes perjuicios causados” por la suspensión total de los rodajes en España.

La idea es que el parón de los rodajes suponga solamente un aplazamiento de los procesos y no su cancelación definitiva. Para ello, debe ofrecerse a la industria “la seguridad y apoyo necesario” para que esta situación transitoria “no suponga un cese definitivo de los planes de rodajes ya en marcha y no se pierdan nuevos proyectos”.

Además de las medidas generales que se están adoptando sobre los profesionales autónomos y pequeñas y medianas empresas, SFC cree necesario estudiar medidas específicas, que reproducimos íntegramente:

1. “Los graves perjuicios que la paralización de los rodajes ocasiona por la falta de cobertura de estos riesgos por las pólizas de seguro de los rodajes (completion bonds, etc) exige buscar acuerdos con las compañías aseguradoras y el Consorcio de Compensación de Seguros, para que el coste de la cancelación no recaiga exclusivamente en los empresarios y profesionales afectados.

2. Solicitamos al Ministro de Cultura y al Gobierno una declaración institucional que dé tranquilidad al sector y garantizar que las ayudas no se verán afectadas ni reducidas buscando en su caso soluciones alternativas a las ayudas.

3. El Ministerio de Hacienda debe publicar, con carácter urgente, el alcance de las mejoras de los incentivos fiscales y la seguridad jurídica de los procesos, con el objetivo de ampliar el porcentaje y los límites de devolución de impuestos, así como la simplificación y rapidez de las devoluciones.

Rodaje de la serie ‘Paraíso’

4. Solicitamos de la Secretaría de Estado de Turismo e ICEX un plan extraordinario de promoción de España como destino de rodajes y el turismo cinematográfico.

5. Solicitamos a la Vicepresidencia Económica del Gobierno que estudie la implantación temporal de una exención general de tasas de rodajes que puedan aplicar todas las administraciones para incentivar los nuevos rodajes mediante un acuerdo con la Federación Española de Municipios y Provincias.

6. Es necesario habilitar un plan de contingencia para compensar los rodajes cancelados y disponer de un fondo de apoyo para que el lucro cesante de la industria no impida la recuperación.

7. Es momento de anunciar ya la creación del Hub Audiovisual Español que está promoviendo Spain Film Commission como la mejor herramienta para desarrollar una estrategia nacional integrada y ambiciosa”.

Dado que la industria de los rodajes son un vector importante de la economía española, que genera empleo de calidad y contribuye a la mejora de la imagen de España, Spain Film Commission apela a la sensibilidad del Gobierno de España en esta situación extraordinaria. En su opinión, “es imprescindible actuar con celeridad en coordinación también las Comunidades Autónomas y las Administraciones Locales e Insulares” para que el país siga estando posicionado a la vanguardia de los rodajes.

 

Se pierden 83 millones por paralización de rodajes extranjeros

La asociación de productoras españolas de audiovisual internacional, PROFILM, que representa al 90% de las empresas de producción que desarrollan proyectos audiovisuales con terceros países en España, ha recopilado durante las últimas semanas las pérdidas generadas por las paralizaciones de proyectos de cine y serie extranjeras que se estaban desarrollando en España.

Son13 proyectos procedentes del Reino Unido, Estados Unidos, Dinamarca, Italia o Alemania que se han paralizado o cancelado dejando de invertir 83.689.698 euros, una pérdida del 63% del volumen anual respecto al año pasado. Se trataba de rodajes o postproducciones que en algunos casos ya se habían iniciado en distintas localizaciones de Andalucía, Madrid, Canarias, Mallorca o Cataluña.

La nueva temporada de ‘The Crown’ tenían previsto rodar en España

“Los datos son demoledores. Series internacionales como The Crown han sido canceladas y otras simplemente se han paralizado sine die”, afirma Adrián Guerra, presidente de PROFILM.

La entidad respalda las iniciativas aprobadas por el ejecutivo en el Real Decreto Legislativo de medidas urgentes extraordinarias para hacer frente al impacto económico y social del COVID-19.

No obstante, pide algunas otras para mejorar su efectividad del RDL. “Lo primordial ahora es lograr que las producciones que se han ido vuelvan a elegir España en cuanto todo pase. Para ello, debemos aprovechar y tomar medidas de calado como la mejora de los incentivos fiscales de los que disponemos que hoy por hoy son unos de los más bajos de Europa. Sólo así conseguiremos que vuelvan pero también que se queden durante más tiempo generando más empleo y ampliando esta industria”, indica Guerra.

Este ámbito genera en torno a los 130 millones de euros al año de inversión directa, pero también indirecta en el sector servicios y en especial en el turístico donde esta crisis ha afectado de forma singular. “La recuperación de los rodajes internacionales contribuirá compensar las pérdidas sufridas en uno de los principales motores de la economía española”, recuerda el presidente de PROFILM.

 

La industria andaluza de rodajes elabora un informe

Andalucía Film Commission, en coordinación con las asociaciones profesionales y empresariales del sector audiovisual andaluz como Ancine, AAMMA, Asecan, PECAA, Procinema, Tesa y Tesea, han preparado un exhaustivo informe de la situación de paralización completa de los rodajes y proyectos audiovisuales en Andalucía.

Lo siguiente será diseñar un plan para paliar sus efectos negativos proponiendo al Gobierno Andaluz medidas de estímulo pensando en cuando se reanude la actividad.

El número de proyectos audiovisuales paralizados o suspendidos en esta región alcanza un total de 119: 25 largometrajes de ficción, 17 largometrajes documentales, 2 largometrajes de animación, 9 series de televisión, animación y documental, 22 programas de televisión, 19 rodajes de publicidad, 1 serie online, 6 cortometrajes, 7 vídeo clips musicales y otros 11 contemplando servicios auxiliares, sesiones fotográficas y vídeo, etc. El porcentaje de producciones nacionales es del 72,26 %.

Rodaje de ‘La hija’ de Manuel Martín Cuenca

Los rodajes en Andalucía, en el año 2018, inyectaron en la economía andaluza más de 130 millones de euros y dieron empleo a más de 23.588 profesionales, por lo que es fundamental que se implementen medidas de apoyo y seguridad.

AFC propondrá a los municipios, a la Federación Andaluza de Municipios y Provincias (FAMP)  y a la Junta de Andalucía en todas sus delegaciones y Consejerías concernidas un plan de exención de tasas de rodajes durante al menos un año a partir del final del estado de alarma.

Junto a las medidas de carácter nacional, AFC solicitará a la Consejería de Turismo la realización de un plan extraordinario de promoción que incluya fam trips y espacios publicitarios en la prensa especializada, así como un conjunto de contactos con la industria internacional.

“Desde la Junta de Andalucia se deben estudiar medidas de estímulo excepcionales en base a lo que le permite la vigente Ley del Cine”, se señala en el comunicado de Andalucía Film Commission.

Además, la entidad pedirá un encuentro con las compañías aseguradoras, fiscales y laborales para tratar de llegar a soluciones que eviten que el peso de las cancelaciones recaiga en exclusiva sobre las compañías productoras.

 

Todos estos movimientos en forma de informes y propuestas se suman a otras en el sector, como las de PROA (Productores Audiovisuales Federados), o las del Clúster Audiovisual Canario.