El canal de televisión del operador local de telecomunicaciones de Málaga, Charry TV, ha recibido este reconocido galardón, que otorga el Ministerio de Defensa de España, por su reportaje sobre la legión en Mali.

Los Premios Defensa tienen el objetivo de acercar a toda la sociedad española a aquellos temas relacionados con la defensa, la paz, la seguridad y la historia militar, y además recopensan a las personas y entidades cuya contribución a la difusión de la cultura de defensa y a la imagen de las Fuerzas Armadas sea notoria. Este año el Premio Defesna 2019 se entregará a Charry TV el próximo 26 de noviembre durante un acto que tendrá lugar en Madrid y que estará presidido por la ministra de defensa, Margarita Robles.

Charry TV, socio de la Asociación Nacional de Operadores de Telecomunicaciones y Servicios de Internet (AOTEC), emitió un reportaje que aborda diferentes facetas de la misión de los legionarios españoles en Mali, un proyecto que ahora le ha supuesto el reconocimiento a nivel nacional. Más de la mitad de los 500 efectivos pertenecientes a los veintisiete países de la Unión Europea (UE) enviados a Mali en 2018, eran españoles. El objetivo de estos efectivos era el de asegurar la protección del resto de los efectivos de la UE y de la base de Koulikoro, a 70 kilómetros de la capital. “Es un país complicado, pobre y donde existe amenaza de yihadismo, sobre todo en el norte, y también problemas étnicos” explicó Manuel Guerrero, el periodista que viajó hasta Mali durante un período de cinco días, solo, con cámara y micro a cuestas y con la intención de plasmar el trabajo de los efectivos militares españoles en esa tierra.

Además Guerrero ha afirmado que recibir este premio ha sido toda una sorpresa para él: “Normalmente se lo llevan empresas nacionales con grandes equipos”.  A estas palabras se sumaban las de Juan Diego Velasco, el encargado de materializar todo este duro trabajo en un montaje lleno de mociones: “No pensábamos ni presentarnos a los premios, pero militares cercanos nos animaron”.

“Es un país complicado, pobre y donde existe amenaza de yihadismo, sobre todo en el norte, y también problemas étnicos” explicó Guerrero tras haber vivido codo con codo la experiencia de los enviados españoles. El periodista destacó también que aquello que le produjo mayor impacto fue conocer el lado humano de los legionarios, así como el sacrificio que hacen ellos y sus familias: “Muchas veces no se valora, porque se pasan seis meses fuera y se pierden el nacimiento de un hijo o una comunión… había dos hermanos destacados allí, imagina la angustia de sus padres…”

Desde un punto de vista familiar, emotivo y sobre todo cercano, el reportaje muestra no solo la parte más técnica de la misión sino también la más humanitaria. Las llamadas “patrullas sociales” aparecieron en pantalla mostrando a una Legión que acompañaba al ejército local, una unión y colaboración entre UE y ejército malinense.