Antena 3 estrena mañana la primera temporada de la laureada producción de HBO Big Little Lies. La serie se medirá en el prime time al tercer capítulo de Señoras del Hampa, ficción que se emitirá en simulcast en Telecinco, Cuatro y  Energy.

Atresmedia TV se hizo con los derechos de emisión de la primera temporada de Big Little Lies, tal y como Cine&Tele avanzó el pasado 12 de junio. En aquel momento señalábamos que se desconocía el canal del grupo en el que se emitiría la aclamada serie de HBO, pero que Antena 3 tenía todas las papeletas. Y no nos equivocamos.

Hace días que se rumoreaba que el estreno de la serie se produciría en el prime time del miércoles 3 de julio en Antena 3. Y así va a ser. De esta forma, el glamour de Nicole Kidman, Reese Witherspoon y Shailene Woodley, protagonistas de Big Little Lies, se enfrentará   a la vida “norma” de oni Acosta, Malena Alterio, Nuria Herrero  y Mamen García, quienes encabezan el reparto de Señoras del Hampa, la ficción de Mandarina Producciones para Telecinco.

Sobre Big Little Lies

Creada por David E. Kelley y basada en la novela homónima de Liane Moriarty, se desarrolla en Monterrey, un pueblo costero del norte de California, narrando la historia de Celeste (Nicole Kidman), Jane (Shailene Woodley) y Madeline (Reese Witherspoon), tres madres que establecen unos lazos muy fuertes, convirtiéndolas en aliadas dentro una comunidad en la que nada es lo que parece. Sus vidas son sacudidas por un brutal asesinato, ocurrido durante una gala benéfica que organiza la escuela primaria a la que asisten sus hijos. La serie explora el mito de la perfección de la sociedad y las contradicciones que existen debajo de nuestra fachada idealizada por conceptos como el matrimonio, el sexo, la educación y la amistad.

La ficción de HBO acaparó una veintena de premios en Estados Unidos.

 

Las Señoras del (H)AMPA en simulcast

Abril Zamora y Carlos del Hoyo son los creadores, directores y guionistas de esta serie, producida por Mandarina para Telecinco (que, por cierto, ahora lleva el sello de Mediterráneo, la filial de Mediaset que agrupa a sus productoras participadas),  que, al igual de Big Little Lies, también está protagonizada por mujeres. Las protagonistas son Mayte (Toni Acosta), Lourdes (Malena Alterio), Virginia (Nuria Herrero) y Amparo (Mamen García), cuatro mujeres que acuden a las reuniones del AMPA del colegio de su barrio, con una situación de vida un tanto característica, Mayte es una mujer separada y madre de dos hijos que se gana la vida con muchas dificultades vendiendo robots de cocina.  Agobiada por su precaria situación económica, aprovecha una reunión del AMPA del colegio de sus hijos para proponer una demostración de la máquina a la que se apuntan Lourdes, esposa de un policía; Virginia, una joven embarazada y madre de un niño pequeño, y Amparo, una sufrida abuela que se hace cargo de su nieto ante las continuas ausencias de su hija. El día de la demostración sucede un acontecimiento inesperado que unirá el destino de estas cuatro mujeres: de forma totalmente accidental se verán involucradas en un asesinato que les introducirá en una delirante espiral de actos delictivos para intentar preservar su secreto.

Mediaset ha decidido proteger una de sus ficciones estrella (que bajó en audiencia en su segundo capítulo), emitiendo mañana en simulcast – Telecinco, Cuatro y Divinity- la tercera entrega de esa serie, ganadora del Coup de Cœur en el MIPDrama Summit de la pasada edición de MIPTV, y que, antes de emitirse, había firmado por una segunda entrega.

En el resto de las grandes generalistas …

Presentación de ‘Lazos de sangre’

Las dos series también se medirán con otro estreno. Como Cine&Tele avanzó, mañana La 1 emite la segunda temporada de Lazos de sangre, el formato que se adentra  en el origen de algunas de las familias más populares que forman parte del panorama social español, que ahora llega de la mano de Boris Izaguirre. Por su parte, Chicote seguirá en laSexta con una nueva entrega de ¿Te lo vas a comer?, espacio en el que, a través de entrevistas, se investigan asuntos de alimentación y consumo a los que la gente de a pie no puede acceder.