La compañía de televisión móvil Telegent Systems ha hecho público ayer, 1 de junio, un estudi de la consultara YouGov, en el que se señala el importante potencial para la televisión móvil free-to-air. El 58% de la muestra de la investigación online, llevada a cabo en Reino Unido, identificó al menos un entorno, como en el tren/autobús/metro, o en casa o en el trabajo/oficina, en el que le sería posible utilizar el servicio de televisión móvil free-to-air.

El potencial de la televisión móvil gratuira se magnifica entre los grupos demográficos más jóvenes: llega al 80% entre la población de entre 18 y 24 años y al 76% en el grupo de edades entre 25 y 34 años.

‘La disponibilidad de la televisión móvil en el mercado de Europa contrasta de forma acusada con los mercados en los que este servicio está más extendido como es el caso de África, Asia y Latinoamérica, donde se ha mostrado muy popular’, afirmó Samuel Sheng, director general y consejero delegado de Telegent. ‘Hasta la fecha, los operadores y consumidores han estado contra la pared debido a la confusión normativa y de los estándares, tecnologías no demostradas y costes asociados a la construcción y puesta en marcha de las plataformas de televisión móviles específicas. Todos estos problemas se pueden evitar al utilizar la infraestructura de televisión existente y la construcción de la tecnología de recepción dentro del terminal de mano”.

teléfonos móviles Los receptores de televisión free-to-air de Telegent, 80 millones de los cuales ya se han enviado a diversos fabricantes como Samsung o ZTE, proporcionan a los consumidores un acceso gratuito y fácil a los servicios de emisión de televisión. El servicio de televisión móvil free-to-air es un diferenciador de mercado importante, que demandan de forma clara los consumidores. Los operadores móviles pueden aumentar sus servicios de televisión premium y servicios interactivos, exáctamente el mismo modelo que es explotado a la perfección por parte de la emisión tradicional.

‘Los eventos importantes, como la Copa del Mundo, se centran ahora en la televisión móvil en todo el mundo’, continuó Sheng. ‘Se trata de un evento que se desea ver en directo, independientemente del lugar donde uno se encuentre, pero al mes siguiente, cuando ruede el primer balón, es posible que haya más gente en Lagos que en Londres que cuente con acceso a la televisión móvil en directo. En el momento en el que las próximas Olimpiadas lleguen en 2012, esta situación deberá invertirse’.