Telecinco ha cerrado el primer semestre de 2005 con unos ingresos netos récord de 509,04 millones de euros, un 25,8% por encima de los 404,69 alcanzados en el mismo periodo del año pasado. El margen bruto operativo Ebitda ha alcanzado 261,68 millones de euros, un 57,0% más que en el primer semestre de 2004, según informó la propia compañía.

El beneficio antes de impuestos ha pasado de 163,17 millones de euros en el primer semestre de 2004 hasta los 259,49 millones en estos seis primeros meses de 2005, un 59% más. El resultado después de impuestos ha sido de 175,86 millones de euros, lo que supone un crecimiento del 59,5% con respecto al primer semestre de 2004 y la cifra de beneficios más alta de la historia de Telecinco en un período de tiempo similar.