La compañía de exhibición cinematográfica cumple 75 años y, para conmemorar esta fecha, organizó ayer en el Ocine Girona un debate: ‘La experiencia del cine del futuro. Nuevos públicos y nuevas necesidades de los espectadores’. Expertos en transformación digital, nuevos públicos, creación de contenidos y distribución de cine, pusieron encima de la mesa sus puntos de vista en un evento al que acudió Cine&Tele.

La familia Agustí y los ponentes del evento, frente a la fachada de los Ocine Girona.

En el acto, moderado por Guillem Terribas, presidente del colectivo de críticos Truffaut, participaron Berta Segura, CEO de DMentes; Fernando de la Rosa, CEO de Foxize; Edmon Roch, productor y director en Ikiru Films; Eduardo Escudero, director de negocios de A Contracorriente Films; y Claudia Dans, conocida millennial y ejecutiva de marketing para la Startup South Summit.

Guillem Terribas

El empresario Narcís Agustí, presidente y segunda generación de Ocine, manifestó la intención de la familia Agustí de continuar creciendo y mejorando, anticipándose a las exigencias de los espectadores.

La cita pretendía desentrañar cuál es la situación del cine hoy en día y cuál puede ser el futuro camino para la industria.

Narcís Agustí

Berta Segura, en su intervención, destacó la importancia de las experiencias sociales y el disfrute a través de momentos únicos que se asocian al cine, más allá de ir a ver una película.


“El cine debe recuperar su magia”, Berta Segura


La sala del cine de mañana puede convertirse en un punto de streaming y albergar nuevos contenidos”, apuntó Segura, que compartió con los asistentes algunas experiencias que se están llevando a cabo en el mundo en este sentido.

Berta Segura

El CEO de Foxize, Fernando de la Rosa, subrayó que se ha iniciado “la tercera ola de la transformación digital que se vivirá en los próximos 30 años y transformará los servicios”.

En su opinión, no se trata de competir entre plataformas o pantallas, sino de colaborar. De la Rosa insistió en la segmentación como clave de progreso: “Cuando elegimos, renunciamos a algo y, como negocio, hay que decidir a qué se apuesta”.

Fernando de la Rosa

El punto de vista de la producción de contenidos estuvo representada por Edmon Roch, que este año ha estrenado ya El cuaderno de Sara y El pacto y que considera que la competencia entre ventanas y formatos es “muy sana” porque “nos obliga a ser mejores”.


“Antes que nada soy espectador: creo contenidos que mi público desea”, Edmon Roch


“Ahora hay tantas posibilidades de elección, que es un privilegio tener la capacidad para escoger exactamente lo que queremos. Eso obliga al mundo de la exhibición a ser mejor. Y a nosotros a no olvidar que somos creadores de contenidos para el público”, explicó Roch.

Edmon Roch

La distribución también tenía voz gracias a Eduardo Escudero, director de negocio de A Contracorriente Films. Se mostró de acuerdo en que el consumo de cine debería ser una experiencia colectiva, la cual debería enseñarse en las aulas: “La buena experiencia del cine genera mayor afición por seguir disfrutando del cine”.


“¿Vamos a por la tercera generación perdida para el cine? La buena experiencia del cine genera mayor afición por seguir disfrutando del cine”, Eduardo Escudero


Escudero llamó la atención sobre algo que no siempre se hace, que es comunicar de forma personalizada cada película para poder llegar con más acierto al espectador. “Las nuevas tecnologías nos ayudan a testar. No ha habido época con mayor oferta y consumo en contenido”, afirmó.

Eduardo Escudero

Los nuevos públicos son capitales para el futuro del cine. Así, la millennial Claudia Dans ofreció una opinión, reflexionado sobre el incremento del consumo de nuevas plataformas digitales, con las que muchos de su generación se sienten más identificados: “El cine no ha avanzado tan rápido como lo hemos hecho nosotros”.


“Estamos muy conectados con el teléfono y el cine es desconexión”, Claudia Dans


No obstante, ve positivo que el cine pueda erigirse como un espacio de desconexión. “Estamos muy conectados con el teléfono todo el tiempo y, cuando voy al cine, lo olvido por un rato”, señaló Dans.

Claudia Dans

Aunque los ponentes expusieron vivencias y percepciones distintas, todos coincidieron en que el futuro del cine pasará por experiencias inmersivas, contenido de calidad pensado para el espectador,colaboración con plataformas, formatos innovadores y acercarse a nuevos espectadores mediante la personificación.

Los participantes del debate, además, no perdieron la ocasión de felicitar a la familia Agustí por su 75º aniversario, un hecho de enorme mérito.

De izquierda a derecha, Jordi Agustí, Narcís Agustí, Esteve Agustí y Joan Agustí.

“Sabemos lo difícil que es tener una empresa y que esta florezca, y hacerlo así, digo que es casi un milagro y lo han conseguido a través de una buena gestión, muchísimo esfuerzo y como decía aquí, la ilusión del primer día. El amor por el cine creo que es indispensable y yo, como espectador, os lo agradezco mucho”, comentó Edmon Roch.

Ocine  cumple 75 años en plena expansión internacional y siendo pioneros en ofrecer la mejor experiencia al espectador. Sigue mirando al futuro con un plan de expansión que incorpora 3 nuevos cines en 2019.

La familia Agustí disfrutó de una tarta que conmemoraba el 75º aniversario de Ocine.

Con 19 cines, 175 pantallas y más de 30.000 butacas entre España y Francia, la empresa familiar es uno de los cinco operadores más grandes en el país y se ha consagrado como una compañía en constante crecimiento.

Esta empresa de exhibición cumple años con la confianza de cuatro millones y medio de espectadores en España y Francia. La incorporación de la tercera generación a la empresa familiar, de capital 100% nacional, consolida una vocación internacional, con un plan de expansión a dos años vista que comprende la inauguración de 33 nuevas salas de exhibición.

Photocall en Ocine Girona con la familia Agustí y los ponentes sobre el debate del futuro del cine.

 

A continuación, puedes leer la revista especial que Cineinforme dedicó al 75º aniversario de Ocine: